viernes, 6 de agosto de 2010

Viaje a Malasia (Borneo), Brunei y Singapur


Tras más de dos meses sin dar señales de vida, aquí estoy de nuevo, con muchas cosas que contar aunque no demasiadas ganas de ponerme al frente del teclado.
Después de tres intensas semanas de viaje, estamos ya inmersos en la rutina. Los primeros días siempre me resultan algo extraños, será porqué el cuerpo está aquí pero los pensamientos y el alma se encuentran a muchos kilómetros. Sin embargo, al regreso de cada viaje ya nada es igual que antes porqué hurgando un poco bajo esa rutina aparente se esconden muchas experiencias vividas, nuevos recuerdos y miles de imágenes que pasan a formar parte de uno mismo.





El recorrido, que ya iré desgranando en posteriores entradas, ha sido el siguiente:
Día 1: Vuelo Barcelona – Kuala Lumpur (vía el Cairo)
Día 2: Kuala Lumpur (Malasia)
Día 3: Kuala Lumpur
Día 4: Kuala Lumpur – Cuevas Batu – Vuelo a Kuching (Sarawak, Borneo)
Día 5: Kuching – Semengohh - Kuching
Día 6: Kuching – P.N. Bako – Kuching
Día 7: Kuching - Rainforest World Music Festival
Día 8: Kuching – Vuelo a Miri (Sarawak, Borneo)
Día 9: Miri – Longhouse – Miri
Día 10: Miri – P.N.Cuevas Niah – Miri
Día 11: Miri – Traslado a Brunei (por carretera)
Día 12: Bandar Seri Begawan (Brunei)
Día 13: Brunei – Vuelo a Kota Kinabalu (Sabah, Borneo)
Día 14: Pulau Sapi – Pulau Mamutik (P.N.Tunku Abdul Rhaman) – Kota Kinabalu
Día 15: Vuelo Kota Kinabalu – Sandakan – Sepilok
Día 16: Sepilok – Sukau / Río Kinabatangan
Día 17: Río Kinabatangan – Cuevas Gomantong – Río Kinabatangan
Día 18: Sukau – Sandakan
Día 19: Vuelo Sandakan – Kota Kinabalu –Singapur
Día 20: Singapur
Día 21: Singapur
Día 22: Singapur – Kuala Lumpur – Barcelona (vía el Cairo)




Hemos destinado dos terceras partes del viaje en conocer un pedacito de la isla de Borneo, concretamente del Borneo malayo, con sus provincias de Sarawak y Sabah así como el sultanato de Brunei. De Malasia peninsular sólo hemos visitado la capital, Kuala Lumpur y antes de regresar a casa dedicamos los tres últimos días a la pequeña ciudad estado de Singapur. Nos han quedado bastantes cosas en el tintero pero confío en que habrá una próxima vez. Ha sido un viaje yo diría que bastante completo, en el que hemos compaginado húmedas y espesas junglas con islas coralinas, parques nacionales con grandes urbes. Hemos acudido al Rainforest World Music Festival que se celebra anualmente en Sarawak e incluso a la celebración del 64 aniversario del poderoso sultán del pequeño estado de Brunei, conocido por su enorme fortuna y su ostentosa manera de gastarla. Hemos paseado por coloridos mercados locales donde el calor y la humedad eran sofocantes y por ultra modernos centros comerciales donde el polar que llevaba en la mochila me ha salvado de llegar al estado de congelación por culpa de los malditos aires acondicionados. Hemos contemplado grandes rascacielos desafiantes y humildes palafitos levantados sobre caudalosos ríos de aguas color café con leche. Convivencia de razas, lenguas, culturas y religiones. Templos hinduistas, taoístas, budistas y confucionistas entre mezquitas y catedrales. La elegancia de magníficos edificios coloniales y la paleta cromática de las shophouses. Deliciosa gastronomía y gentes amables y cordiales. Pero una de las cosas que más ilusión me ha hecho y que en parte fue lo que motivó este viaje, ha sido poder ver orangutanes en libertad. En idioma malayo orang hutan se traduce literalmente como hombre del bosque y así es como lo sientes cuando te encuentras delante de un ser tan próximo a nosotros. Sólo en las islas de Borneo y Sumatra se pueden ver orangutanes en libertad y para los amantes de los animales es una experiencia muy recomendable. Hubo un tiempo en que los orangutanes podían atravesar la isla de Borneo, casi 750.000 km2, desplazándose por la jungla de árbol en árbol. Por desgracia esto no es posible actualmente y que la deforestación está haciendo estragos es un hecho más que evidente. Miles de hectáreas de selva han sido substituidas por vastas plantaciones de palma aceitera, una de las principales fuentes de ingresos del país.
Disfrutamos contemplando orangutanes en Semenggoh, Sepilok y en las orillas del río Kinabatangan. Me emocioné profundamente cuando vi aparecer el primero y me sentí satisfecha de haber podido cumplir uno de mis sueños. Sin embargo, la fauna de Borneo no se limita a los orangutanes y los monos proboscis o nasalis narvatus tienen también un merecido protagonismo. Tan feos como originales sólo los podemos ver en libertad en Borneo y el macho se caracteriza por tener una prominente nariz y un barrigón cervecero mientras que la hembra tiene una naricita más respingona. Varios tipos de macacos, camaleones, varanos, serpientes, mariposas, cocodrilos … así como una gran variedad de aves entre las cuales destaca el exótico y escandaloso hornbill aseguran una inolvidable experiencia.
Ahora sólo queda ordenar un poco las ideas, recordar todo lo vivido a lo largo de estos días y empezar a pensar en el siguiente destino.
Espero que viajéis conmigo al Sudeste Asiático a lo largo de las próximas semanas.
De momento os dejo algunas fotos que resumen el viaje.


Torres Petronas, Kuala Lumpur

Atardecer en Kuala Lumpur desde el hotel

Puesta de sol en Kuching, Sarawak (Borneo)

Sungai (río) Sarawak, Kuching

Vista de Kuching desde la orilla norte del río

Orangután en Semengohh, Sarawak

Parque Nacional de Bako, Sarawak

Proboscis en el Parque Nacional de Bako

Parque Nacional de Niah, Sarawak

Gran Cueva de Niah


Bandar Seri Begawan, Brunei. Celebración aniversario sultán

Mezquita Omar Ali Saifuddien. BSB, Brunei

Pulau Sapi, P.N. Tunku Abdul Rhaman, Sabah

Pulau Mamutik, P.N. Tunku Abdul Rhaman

Orangután en Sepilok, Sabah

Islas del P.N. Tunku Abdul Rhaman

Cálao (Hornbill) en Río Kinabatangan, Sabah


Río Kinabatangan


Pequeño pueblo de Sukau, a orillas del río Kinabatangan


Aldea Patrimonial - Museo Kota Kinabalu, Sabah


Merlion Park, Singapur


Marina Bay, Singapur


Little India, Singapur


11 comentarios:

  1. Estimada M.Teresa, aquí estaré per viatjar amb tu durant unes setmanes. Ànim, que el teclat correrà sol quan t'hi posis.
    un petó!

    ResponderEliminar
  2. Quin viatge més xulu!

    Quina pasada de fotografies i quins llocs més interesants als que heu anat!

    Ha de ser una experiència emocionant, com dius, veure a un oranguntan enmig de la jungla...

    I també com dius, heu fet un viatge molt complet ja que heu pogut disfrutar de llocs totalment diferents com són macrociutats, jungles, coralls...

    No et preocupis que aquí en tens a un que seguirà les vostres aventures durant les properes setmanes!

    Una abraçada!

    ResponderEliminar
  3. Bienvenida a la rutina, y que sepas que algunos disfrutamos leyéndote y viendo tus fotos.

    Por si quieres corregirlo, hornbill en español es cálao.

    RICARDO.

    ResponderEliminar
  4. Hola Núria!
    Moltes gràcies pels teus ànims ;-)
    Intentaré fer els deures però m'ho prendré amb calma que a l'estiu hi ha moltes coses millors a fer, què carai!
    Una abraçada

    M.Teresa

    ResponderEliminar
  5. Blai!!! Me n'alegro que t'agradin les fotos. Això de la fotografia digital és massa! Entre els milers de fotos que fem alguna d'aprofitable n'ha de sortir, no?
    Aquí t'espero les properes setmanes. Ara aniré al teu blog a veure què ens expliques.
    Un petò.

    M.Teresa

    Com portes el TDR? Ja has començat a treballar?

    ResponderEliminar
  6. Hola Ricardo,
    Muchas gracias por tus comentarios y por la apreciación sobre el hornbill = cálao. Nunca había escuchado este nombre. He buscado como es en catalán y el nombre es "cala" que tampoco me sonaba. En lo que a nombres de aves se refiere estoy bastante pez pero gracias a los viajes voy ampliando mi vocabulario. Lo que sí aprendí en ese viaje es que el "vencejo" en catalán es el "falciot".

    Un abrazo y gracias de nuevo por pasar por aquí.

    M.Teresa

    ResponderEliminar
  7. although I don't understand your language I assume you had a good time in my country Malaysia. Great photos. Thanks for sharing. :-)

    ResponderEliminar
  8. Hi JIPP,
    It was great despite the heat and I hope to travel to Malaysia again. People are lovely and we felt very comfortable there.
    Thanks for visiting my blog.
    Best wishes

    M.Teresa

    ResponderEliminar
  9. Hola,
    tinc planejat anar a Malasia i Borneo a mitjans de setembre, durant 3 setmanes en plan mochilero. Desprès de veure el teu blog encara m'han entrat més ganes d'anar-hi.
    Tinc alguns dubtes, per Borneo us heu desplaçat sempre amb aviò, no? és factible fer-ho amb autobús?
    on veu anar a veure els orangutans en estat salvatge?
    la zona de sabah és segura?
    moltes gràcies!
    Maggie

    ResponderEliminar
  10. Hola Maggi,
    Efectivament, jo diria que tots els trajectes es poden fer en autobús però com que teníem els dies limitats, vàrem utilitzar els vols interns per guanyar temps. La gent del país fa servir l'avió com aquí fem servir el tren o el bus. Hi ha molta freqüència i els preus no són cars. Vàrem agafar busos locals però per fer excursions o recórrer distàncies més curtes.
    En quant als orangutans, nosaltres els vàrem veure a Semengohh (Sarawak) i Sepilok (Sabah)als centres de recuperació però els orangutans es troben en una semi-llibertat, la qual cosa no és cap garantia de que els puguis veure tot i que hi ha bastantes probabilitats. Quan anàvem en barca per riu Kinabatangan (Sabah) vàrem veure orangutans en plena llibertat, però es veuen més de lluny i no els pots contemplar tant bé com quan els veus de més a prop.
    No sé ben bé què vols dir quan preguntes si Sabah és segur. Tant Malàisia com Borneo són llocs segurs pel turisme, la gent és amable i no hem tingut cap tipus de problema.

    Si tens més dubtes, ja ho saps.

    Una abraçada

    M.Teresa

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.