sábado, 24 de septiembre de 2011

Por el Condado de Clare: El Burren y los Acantilados de Moher

El Condado de Clare, situado en la costa occidental de Irlanda, esconde dos de los tesoros naturales más interesantes del país. Se trata de los Acantilados de Moher y de El Burren, que literalmente significa “lugar pedregoso”.
Los Acantilados de Moher son visitados cada año por miles de personas y el número sigue creciendo. Concretamente, durante los seis primeros meses de 2011 han pasado por allí 345.398 visitantes, un 19% más que en el mismo período del año anterior. Es el segundo lugar más visitado del país después de la fábrica de cerveza Guinness Storehouse, en Dublín.
En el caso de El Burren, es más difícil sacar estadísticas ya que se trata de una amplia zona de unos 300 kilómetros cuadrados y tan sólo un 5% constituye el Parque Nacional (Burren Nacional Park) con una superficie de 15 kilómetros cuadrados.
Recientemente, ambos lugares han sido incluidos dentro de un grupo exclusivo de 78 parques geológicos en 26 países, los cuales forman la llamada Red Mundial de Geoparques Nacionales (Global Network of Nacional Geoparks), un patrimonio geológico a escala mundial, amparado por la UNESCO.
Tanto la Red Mundial como la Red Europea de Geoparques (European Geoparks Network) trabajan conjuntamente para mantener el patrimonio, darlo a conocer, educar sobre el medio ambiente y promover el desarrollo regional sostenible, bajo las directrices de la UNESCO.

Acantilados de Moher


lunes, 5 de septiembre de 2011

Por el Condado de Cork: Kinsale, Blarney y Cobh

El pasado mes de agosto viajamos unos días al sur de Irlanda. De la isla sólo conocíamos Dublín y nos apetecía ver algo de paisaje, pastos verdes, acantilados y a la vez, alejarnos de los bochornosos días de verano.

Casas de Cobh