jueves, 29 de marzo de 2012

Una ruta por la Comarca de l'Urgell: Vallbona de les Monges, Guimerà, Vallfogona de Riucorb y Verdú

La comarca leridana de l’Urgell, cuya capital es la ciudad de Tàrrega, tiene una serie de pequeñas poblaciones con un notable patrimonio histórico y monumental, ideales para incluir en una ruta de fin de semana.
Debido a la relativa proximidad, nos resulta fácil hacer escapadas cortas, incluso de unas pocas horas, pero la zona es ideal para pasar un par o tres de días.
En octubre visitamos el Monasterio de Vallbona de les Monges y Guimerà pero en esa época el día es muy corto y nos quedamos con ganas de volver. El pasado domingo, un primaveral y caluroso día de finales de marzo, regresamos de nuevo a Guimerà y visitamos también Vallfogona de Riucorb y Verdú.

El Monasterio de Vallbona de les Monges forma parte, junto con los otros dos monasterios cistercienses de la zona, Poblet y Santes Creus, de la llamada Ruta del Cister que se promociona turísticamente desde hace bastantes años.
La Ruta del Cister identifica un territorio comprendido por las comarcas del Alt Camp (provincia de Tarragona con capital en Valls), la Conca de Barberá (provincia de Tarragona con capital en Montblanc) y el Urgell (provincia de Lleida con capital en Tàrrega).
Cada una de estas comarcas tiene un monasterio cisterciense, pero también unos pueblos cargados de historia y tradición, con unas costumbres y paisajes que las unen.

Vista general de Vallbona de les Monges, donde destaca su monasterio

martes, 20 de marzo de 2012

Pau, una lección de Historia en la puerta de los Pirineos

Pau es una pequeña ciudad del sur de Francia, capital del departamento de los Pirineos Atlánticos en la región de Aquitania.
Durante nuestro viaje del pasado noviembre, dedicamos un día a la visita de esta tranquila localidad que se asoma a los Pirineos.
Sus inicios se remontan como mínimo a la Edad Media ya que el nombre de Pau aparece por primera vez en documentos en el siglo XII.
Parece ser que aquí se instaló un control de un paso por el río Gave de Pau el cual servía a los pastores que realizaban la trashumancia entre las montañas y la llanura. El río Gave de Pau nace en los Pirineos, en el Circo de Gavarnie, y sus aguas se unen al río Adur, después de alimentarse de varios afluentes y manantiales, entre ellos la famosa fuente del santuario de Lourdes. 
De la Edad Media son también los cimientos del castillo, militar en un principio, construido en una colina sobre el río. De ahí deriva el nombre de la ciudad ya que pau  en idioma bearnés significa “estaca”, en referencia a la empalizada de estacas que protegía el castillo.
El bearnés es una variedad del gascón y se hablaba en el territorio del Bearne (Béarn, en francés) antigua provincia francesa que a pesar de formar parte de Francia desde el año 843 por el Tratado de Verdún, se mantuvo a caballo entre la independencia y la sumisión a Francia o a los vecinos reinos de Navarra y de Aragón. A consecuencia de uniones dinásticas, el Bearne se unió al reino de Navarra durante el siglo XV. Posteriormente, en 1512, Fernando el Católico, rey de Aragón y regente de Castilla, conquistó la parte de Navarra al sur de los Pirineos y la anexionó a Castilla. El Rey y la corte huyeron de Pamplona y se refugiaron en Pau, que se convirtió en la nueva capital del reino de Navarra.

Castillo de Pau


viernes, 16 de marzo de 2012

Premio Liebster



Por partida doble dos bloggers han considerado que mis Apuntes de viajes son merecedores de este reconocimiento en forma de Premio Liebster. Pues sí, me ha hecho mucha ilusión que Cincuentones viajeros y Anna de Diario de viaje de Kiana se hayan fijado en este blog entre los cientos que se escriben, especialmente sobre temática viajera. Respecto a Cincuentones viajeros, les llevo siguiendo desde hace algún tiempo y con ellos he viajado entre otros lugares a la maravillosa ciudad de San Petersburgo. A Anna, la acabo de descubrir hace unos instantes pero a partir de hoy mismo iré siguiendo sus aventuras viajeras.

lunes, 12 de marzo de 2012

Marina Bay Sand: Lujo y juego en Singapur

Marina Bay Sands se ha convertido en uno de los edificios más emblemáticos, fotografiados y visitados de Singapur desde su inauguración en junio de 2010. Su espectacular silueta no puede pasar desapercibida, especialmente por la noche cuando sus miles de luces se reflejan en las tranquilas aguas de la bahía.

Vista nocturna del hotel Marina Bay Sands

jueves, 8 de marzo de 2012

Jardín Botánico de Singapur

Como he comentado en alguna ocasión, nos encanta visitar los jardines de las ciudades a las que viajamos. Es ideal para desconectar del tráfico y de los ruidos y relajarse en una isla de paz que aporta oxígeno y color. El año pasado cuando visitamos Singapur por primera vez, nos quedó pendiente visitar el Jardín Botánico y en esta ocasión no lo queríamos pasar por alto.
En el mismo corazón de la ciudad, a pocos pasos de la bulliciosa Orchard Road se encuentra este exuberante santuario.







viernes, 2 de marzo de 2012

Templos de Angkor, morada de los dioses

Siem Reap poco tiene que ver con la Camboya que hemos visto hasta el momento. No sé si ha sido una buena idea dejar los famosos y muy visitados Templos de Angkor para el final del viaje.
Destinamos la primera tarde a recorrer los lugares más céntricos de esta ciudad que, como gran centro turístico que es, ofrece todas las infraestructuras que el turismo de masas requiere. Desde el primer hotel construido en 1937 por los franceses - el “Grand Hotel des Ruines” – el panorama ha cambiado completamente y el tranquilo pueblo que era entonces ha pasado a convertirse en uno de los lugares más visitados del Planeta. El motivo se llama Angkor, la antigua ciudad sagrada que se encuentra a 8km al norte de Siem Reap, la que fuera el centro del gran Imperio Jemer durante varios siglos. Un poderoso reino que no se limitaba únicamente al territorio de la actual Camboya sino que abarcaba prácticamente la totalidad del Sudeste Asiático: la actual Tailandia, Laos, Vietnam y parte de Birmania y Malasia.
La herencia de aquella época se muestra al mundo como una de las mayores joyas arqueológicas y de ello están orgullosos los camboyanos, de tal manera que Angkor Wat se ha convertido en un símbolo para el país. Está declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO desde 1992. 



Templo de Angkor Wat